5 consejos para cumplir tus propósitos de 2021
21 enero, 2021
Show all

Y DE REPENTE… TODO ACABÓ

“No lo puedo entender. Hemos estado juntos durante nueve meses y todo era maravilloso. Me trataba como una princesa, me hacía sentir querida como nunca, deseada y reconocida.  Y de repente, noto que se empieza a distanciar, a desaparecer, a encerrarse hasta que en cuestión de pocos días, me dice que no está bien, que no sabe lo que le pasa, que necesita aclararse y que mejor lo dejamos. Yo me he quedado completamente destrozada, no lo entiendo… no entiendo nada de nada. ¿Lo que siente, no puede haber cambiado radicalmente de esta forma, verdad? Estoy segura de que él me quiere, de que en unos días se va a dar cuenta de lo que siente y todo volverá a ser igual…” 

Estoy convencida de que muchos de vosotros os sentiréis identificados con esta situación, porque yo la veo a diario en la consulta. Muchísimas personas se encuentran así. Se trata siempre de relaciones que han empezado de repente y todo ha ido muy deprisa, demasiado deprisa.  Lo más frecuente, es que el que acaba apartándose y pidiendo tiempo para “aclararse” es el que más prisa tenía para dar pasos hacia delante en la relación. Curioso…¿verdad? 

Y el otro, quizás al principio no quería correr tanto, pero se sentía tan bien y tan importante con tanto reconocimiento que acabó rindiéndose y se dejó llevar. Se lo creyó todo, y cuando de repente se quedó sin nada, se siente mutilado, perdido, a la deriva. 

Cuando esto pasa, la ansiedad y la tristeza que sentimos son devastadoras. Nos sentimos totalmente perdidos, abandonados y como si nos hubieran tomado el pelo. Son casos en los que es bastante común, que quedemos atrapados y nos cueste mucho asimilarlo y desengancharnos de allí. 

ATRAPADOS EN EL PASADO

Nos cuesta pasar página y dejar aquello atrás, porque quedamos atascados en el pensamiento de que fue tan maravilloso, que no puede ser que no sea cierto, que vaya a acabar todo allí, de repente. Y preferimos engañarnos, al tiempo que vamos alargando nuestra triste agonía, antes que afrontar la realidad de una vez y seguir adelante con dignidad. 

Son casos en los que debemos poner especial atención en no caer en la víctima. Es lo que sin ser conscientes de ello, acostumbra a pasarnos. Nos cuesta horrores cortar el contacto con el otro y dejarle el espacio que él mismo está marcando. A menudo se nos hace tan difícil, porque el otro se siente culpable al vernos sufrir tanto (y más si estamos en la víctima), e intenta seguir en contacto con nosotros (para así sentirse mejor). Quiere ir quedando, o escribiéndonos, etc…sin importarle ni ser consciente de que cada vez que lo hace, nos desestabiliza por completo. Si eso pasa, nosotros seguimos alimentando nuestras esperanzas, y seguimos sin centrarnos en los hechos que tenemos delante de nuestros ojos: que él/ella se fue. 

 
Nos obsesionamos en lo que nos dio en el pasado, en lo que fue la relación cuando estábamos tan bien, sin asimilar que eso ya no forma parte de nuestro presente, y sin aceptar que la relación acabó. Es muy importante que hagamos un proceso para tomar conciencia de todo, para asumir nuestra nueva realidad y sobre todo para dejar de comportarnos como víctimas desvalidas porque NO LO SOMOS. A veces las relaciones no funcionan por muchos factores, y si nos pasa, estamos totalmente capacitados para afrontarlo.

 

¿CÓMO PODEMOS AYUDARTE?

– Con nuestro método de TERAPIA BREVE: en menos de 10 sesiones conseguirás tus objetivos.

– Con nuestra VIDEOESCUELA: haz los cursos on line ‘¿Cómo superar una ruptura’ y ‘Fortalece tu autoestima’.

– Con nuestros LIBROS: ‘A solas’ y La Voz de Mis Alas.

 

6 Comments

  1. Susi dice:

    Hola
    Me volvi a ver con mi novio de la universidad después de muchos años, el me dijo que tenía un hijo con una tipa que había sido su amante y que su hijo tenía el nombre del que era entonces su marido no de él, sin embargo era su único hijo y estaba con ella por el niño,que no había una relación ni algo parecido, que la quería como alguien que le cuida al niño y que no la quería , vivíamos en diferentes lugares e iniciamos algo que duró 2 años viví con el 7 días y ahí me di cuenta que algo no andaba bien. El estuvo todo el tiempo conmigo yo vivía en otro lugar en ese entonces y llegue a verle, el último día su cel no paraba de sonar y me dijo “es que me le perdí
    7 días”, el día que me fue a despedir sentí que quería que me fuera lo más rápido. Le pedí ver su celular y vi como la tipa le decía que lo amaba que le diera una oportunidad, que lo hiciera por su hijo y demás, yo me di cuenta que algo no andaba bien pero el me pedía que confiara en él y lo hice. A los meses el empezó a ser cortante, quería sorprenderle y le dije que me iba a venir a vivir nuevamente con el y no dijo nada, así pasaron dos años el dice que me ama que tengo su corazón, que soy el amor de su vida pero pero que por el momento no puede ser por las implicaciones legales que esto tendría, porque le podría quitar todo la mama de su hijo, cuando llegue a vivir más cerca estuvimos juntos nuevamente, estamos a 3 horas, su papá había fallecido y me pareció bueno vivir cerca para apoyarlo, en ese tiempo hablamos todos los días, me dice que yo soy e su soporte y que me ama, pero descubrí que le díce te amo a la mamá de su hijo , que estuvo en contacto con ella siempre y que le llamaba por el niño según el todos los días, me mostró su celular y esa mujer le ruega mucho, le manda mensajes picantes, le súplica que este con ella. Yo le amo mucho, es el amor de mi vida también y no se si dejarlo ir y ya no estar con la incertidumbre de saber si estaremos juntos o no. El dice que más adelante verermos que pasa pero que ahora mismo está pensando en vivir con su hijo un tiempo que necesita que se forme porque es su único hijo y esa mujer no sabe donde esta parada y yo no se que hacer. Ayudeme

    • Lucia dice:

      Hola Susi ,tu historia se puede alargar mucho en el tiempo y por lo que he leído esa persona no te va a dar lo que tú quieres necesitas y mereces,amor , tranquilidad, y seguridad, no es fácil tomar la decisión de dejar ir a dicha persona,pero una vez que lo planteas y piensas en solo en ti,solo es hacerlo y no volver,pide ayuda, cuéntaselo a alguien de confianza,y mira videos ,lee libros y todo lo que tiene Silvia,te ayudará mucho.
      Ánimo .

    • Leyre dice:

      Susi, te lo digo por experiencia propia. No pierdas más el tiempo con esta persona, has perdido años de tu vida esperando y en este juego y te aseguro que puede durar muchos más sin que te dé lo que tú esperas y mereces. Hazte un favor y sal de eso cuanto antes. La incertidumbre te va apagando poco a poco. Una persona que te ama no hace eso. No está con dos mujeres, no pone excusas, etc…espero que puedas salir de eso porque es algo muy doloroso.
      Ánimo!

  2. Lucia dice:

    Tal cual lo viví yo,me quedé atrapada,yo veía q ya no era igual ,pero no supe o no pude dejarlo,en alguna q otra ocasión lo intente,pero no tenía los conocimientos que hoy atesoro y volví a caer , llegué a enterarme y a aguantar cosas que a día de hoy las veo humillante,pero lo bueno es que está historia la dejé atrás,no sin arrepentimiento,a día de hoy aún tengo pensamientos sobre lo que llegue a hacer por ir a verlo, porque era de otra ciudad.
    Por suerte un día pude poner punto y final,
    Encontré a Silvia y me deje guiar por sus consejos.

  3. SILVIA dice:

    Quizá sería más fácil de asimilar si entendiéramos ese cambio de actitud. Qué pasó? Vio algo nuestro que no le gustó? Es raro pasar de estar encantado a de repente no querer estar. Aceptar sin asumir es difícil.

  4. Estrella dice:

    Buenos días, Silvia.

    Levo semanas viendo sus conferencias, charlas, psico capsulas… Creo que haces una labor extraordinaria. Tengo un caso, que para ti será de lo más normal. Intentaré ser breve. Porque en realidad, teóricamente se que debo hacer, tengo dos salidas, No obstante, aquí sigo.
    Tengo pareja hace muchos años, y me llevo demasiado bien con él . Pero hace 3 años , me enamore de un amigo en común, es decir, es un amigo nuestro (que se llevan muy muy bien). Nos enamoramos, con todo que conlleva un enamoramiento. Seguimos enamorados y también siendo amigos. Se que moralmente eso nos consume y discutimos , dejamos de hablar, porque no tenemos valor de dejarlo. Cuando estamos juntos es como si fuéramos una pareja normal. Incluso cuando estamos con el grupo de amigos en común, nos comportamos como amigos. Nos echamos mucho de menos… e seguimos. Literalmente no se que hacer. Él me dice que solo estaría conmigo si mi pareja de muchos años me dejará (porque no sería capaz de decepcionarlo como amigo). Y yo por mi parte, puesto que me dice eso, tampoco quiero acabar mal con nosotros 3. Sé que lo mejor seria volver a estar como amigos… y lo intentamos… pero cuando nos da la oportunidad de estar solos (aunque acompañados) nos arriesgamos… nos atraemos muchísimo y nos llevamos muy muy bien. Ahora mismo, he decidido no buscarlo, no enviar mensajes, no darle los buenos días, ni buenas noches… (cosas que hacemos cuando estamos enamorados)… Esa es la teoría.. ufff… y tener con quien compartir eso…. Que me dirías Silvia? Lo que está claro es que debo dejar uno de los dos… porque si sigo así me quedaré sin ninguno. Ojo! Si no sintiera nada por los dos…. lo tendría muy fácil . Y aquí se que estoy siendo muy egoísta. En fin. Una locura!!!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

MÁSTER DE CRECIMIENTO PERSONAL Y RELACIONES

Totalmente ONLINE

‘TRANSFORMA TU VIDA CREANDO RELACIONES SANAS’

Oferta por lanzamiento

1520 € 299 €

¡Solo hasta el 7 de marzo!

Inscripciones abiertas
X